Blogia
Ciencia y Tecnología desde Uruguay

Proyecto sobre Cambio Climático Territorial con cooperación internacional

Proyecto sobre Cambio Climático Territorial con cooperación internacional
Uruguay acciona proyecto sobre Cambio Climático Territorial con cooperación internacional

Información obtenida de la página de la Presidencia

El MGAP, MVOTMA, MINTUR, OPP, Intendencias del área metropolitana, Embajada de España y PNUD, junto a programas locales y regionales, impulsan un plan piloto sobre cambio climático. El proyecto –financiado por la cooperación española- es considerado paradigmático a nivel nacional y mundial. La iniciativa implica capacitar, analizar riesgos, prever situaciones y disponer de infraestructura para atender estos fenómenos.

Las Intendencias de Canelones, Montevideo y San José, el Ministerio de Ganadería Agricultura y Pesca, el Ministerio de Turismo y Deporte, el Ministerio de Vivienda Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, la Oficina de Planeamiento y Presupuesto, la Embajada de España en el Uruguay, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, el Programa de Desarrollo Local ART Uruguay, y el Programa Agenda Metropolitana, firmaron un Memorando de Entendimiento sobre Cambio Climático para la Región Metropolitana.

A iniciativa del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), se aprobaron las bases de un plan piloto a nivel mundial para estudiar las causas y efectos del cambio climático en la Región Metropolitana e implementar acciones para su mitigación y adaptación.

El proyecto ya tuvo avances en la capacitación técnica de funcionarios de las Intendencias y del MVOTMA. Consiste en una nueva modalidad de abordaje del problema ambiental y forma parte de la creación de un Observatorio Mundial de Seguimiento.

El objetivo general del proyecto es la realización de un diagnóstico específico en la región y el diseño, en forma sistemática, de políticas para un desarrollo local de bajas emisiones de carbono y resiliente al cambio climático.

Su singularidad radica en la perspectiva regional, desplegada en este caso desde el territorio que cubren los Departamentos de Canelones, Montevideo y San José, los cuales constituyen la Región Metropolitana de Uruguay.

Los resultados esperados comprenden la elaboración del inventario de emisiones de gases de efecto invernadero de dicha Región, así como el desarrollo de políticas concretas de adaptación aplicables en los sectores de desarrollo que son vulnerables al cambio climático.

El plan incluye entre los productos esperados insumos para implementar las medidas y acciones que se propongan como parte de aquellas políticas.

El memorando de entendimiento lo firmaron: el Ministro de Ganadería, Ernesto Agazzi; el Ministro de Turismo, Héctor Lescano; el Director de la OPP, Martín Dibarboure; el Coordinador Residente de Naciones Unidas, Pablo Mandeville; el Director del MVOTMA, José Luis Genta; el Coordinador General de AECID (Embajada de España), José Luis Pimentel; los Intendentes de Montevideo, Ricardo Ehrlich, de Canelones, Marcos Carámbula y en representación del Intendente de San José, la Secretaria General de la comuna, Beatriz Martínez. 

Mandeville: Un proyecto paradigmático con cooperación internacional

Pablo Mandeville destacó el nivel de compromiso de los Gobiernos Nacional y Departamentales, así como de la sociedad toda en el tema.

Esta iniciativa se inscribe en la respuesta nacional al cambio climático. Calificó a éste como un primer proyecto paradigmático a nivel nacional y mundial.

El Jerarca reconoció especialmente el apoyo económico de la Cooperación Española (400.000 dólares) y del gobierno vasco (39.000 dólares), que permitirá llevar adelante el proyecto a nivel subnacional.

El mismo se presentará en conferencias mundiales como la futura Cumbre de Gobernadores.

Mandeville elogió la labor de los especialistas de Naciones Unidas para el Desarrollo y Naciones Unidas para el Medio Ambiente, así como las siete agencias involucradas, y de los técnicos de los Ministerios.

Se trata de un piloto a nivel mundial, dado que es la primera vez que se da una respuesta integral subregional, que permite que todos los actores participen, dado que todos son necesarios para poder efectivizar el combate.

En este ámbito, anunció que una representante del gobierno chino ofreció cooperación sur-sur con Uruguay.

Es una iniciativa innovadora dado que se crean capacidades a nivel nacional y subnacional, dijo.  

Pimentel: España aporta la financiación y Uruguay la institucionalidad

José Luis Pimentel explicó que es un momento importante para España en la cooperación con Uruguay, dado que se están definiendo las prioridades de su apoyo. El cambio climático es un punto de inflexión, dado que se considera una de las cuatro prioridades. 

El Jerarca informó que en España el tema tuvo un crecimiento en el último tiempo, con la creación de una Secretaría de Estado en Cambio Climático que le dio proyección internacional.

Pimentel considera que por su nivel de institucionalidad y capacidad técnica Uruguay puede aportar mucho.

Este proyecto es financiado en su totalidad por España, pero se aguarda la llegada de nuevos aportes, añadió.  

Agazzi: es necesario prever y fortalecer nuestras capacidades

Ernesto Agazzi consideró este Memorando de Entendimiento como un punto de partida.

El cambio climático comenzó como un debate planetario, luego alcanzó atención nacional y ahora se está avanzando en procura de acciones que tiendan a disminuir los efectos.

El gobierno uruguayo creó en mayo de este año el Sistema Nacional de Respuesta al Cambio Climático. Ahora se pasa a un nivel territorial y local, aprovechando que existe una Agenda Metropolitana en la que los Intendentes de San José, Canelones y Montevideo acuerdan acciones.

Es necesario hacer un plan de trabajo que incluye capacitar funcionarios, hacer análisis de riesgo, prever situaciones y tener infraestructura para atender los eventos vinculados al cambio climático.

Esos eventos son: lluvias excesivas con sus consecuencias, inundaciones, temporales, granizadas, fenómenos imprevistos, o sequía. A todo eso nos hemos tenido que enfrentar, recordó.

La intención de este proyecto es empezar a capacitar, para contar con recursos humanos y materiales para poder adelantarnos a los hechos, argumentó.

Se trata del trabajo de las tres intendencias, en coordinación con cada uno de los Ministerios a través de la descentralización del gobierno nacional. 

El Ministro destacó el involucramiento de todos los sectores sociales, lo que considera prioritario. Recordó que el Área Metropolitana es donde más gente vive (1.900.000 personas) y por ende es la principal región del país donde se emiten gases de efecto invernadero y cuenta con mayor población vulnerable (asentamientos, es decir gente que sufre las consecuencias del cambio climático).

Es importante contar con un proyecto concreto que se compromete a estudiar las emisiones de gases de efecto invernadero y analizar las resiliencias.

“Ojalá de estas acciones fortalezcamos nuestras capacidades”, sostuvo Agazzi quien dijo que es necesario “prever” y para eso es necesario capacitar funcionarios, contar con planes estratégicos.

El Jerarca destacó la importancia de contar con cooperación internacional a través de Naciones Unidas y AECID, y que el enfoque de esa cooperación sea en las cosas que Uruguay necesita.

El tema se analizará a nivel nacional en la Cumbre de Copenhague. Pero, al problema mundial hay que responderle con acciones nacionales.

Uruguay trabaja fuertemente en materia de investigación científica, viendo cómo se pueden crear variedades que se adapten a una concentración del anhídrido carbónico más alto, o que sean menos susceptibles a la falta de agua en el suelo. Es importante saber cómo la ganadería y la lechería enfrentarán estos cambios.

Además, son necesarias las respuestas locales, en el territorio, donde se produce la inundación o donde la gente vive las consecuencias del incendio. Esos son los objetos observables como consecuencia del cambio climático en el mundo.  

Ehrlich: La clave es la articulación entre lo local y lo nacional

Ricardo Ehrlich representó en la variabilidad del panel, la amplitud del desafío y la dimensión del trabajo que tienen por delante.

Llamó a continuar promoviendo la articulación entre lo nacional y lo local, que viene dando buenos resultados. En este sentido, recordó la buena experiencia de la Agenda Metropolitana acordada entre los gobiernos departamentales y el gobierno nacional.

Calificó a éste como un desafío, dado que implica una adecuada planificación territorial, el desarrollo global y local, la articulación entre los proyectos del territorio, la generación de capacidad local y nacional para prever los cambios y sus impactos, el estudio para avanzar en el tema, así como la promoción de cambios culturales necesarios. 

Moizo: Trabajar en materia social y sanitaria en el Área Metropolitana

Finalmente los técnicos presentaron el proyecto denominado “Cambio Climático Territorial”.

Paul Moizo, coordinador de Agenda Metropolitana, por Canelones, explicó que el objetivo general del proyecto es integrar las políticas de cambio climático en la gestión del Gobierno de los tres departamentos que constituyen el Área Metropolitana.

Consta de tres componentes principales: la necesidad de elaborar un inventario de gases de efecto invernadero en la región, la detección y diagnóstico de las áreas de mayor vulnerabilidad frente al impacto del cambio climático y la implementación de una cartera de proyectos para desarrollar las acciones apuntando a resolver las políticas de cambio climático en esas áreas de vulnerabilidad.

El Área Metropolitana se caracteriza por concentrar la mayor cantidad de fragilidades detectadas a nivel nacional por la Unidad de Cambio Climático del Ministerio de Vivienda.

En ese sentido, destacó que es necesario desarrollar trabajos en el sector social y de la salud. Recordó que en el Área se concentra la mayor cantidad de los asentamientos irregulares, muchos de ellos ubicados en zonas pasibles de ser inundadas, generando riesgos sobre problemas de salud, como la propagación de plagas y vectores que producen enfermedades.

Además, se trabajará en el sector agropecuario, dependiente de las condiciones climáticas, en particular las precipitaciones, lo que tiene impacto a nivel económico, con cambios en el rendimiento de algunos cultivos.

Moizo señaló que se atenderá la franja costera del país sobre el Río de la Plata. En función de la problemática del cambio climático, esta zona puede sufrir impactos económicos, ambientales como ser la erosión de la costa, el aumento del nivel del mar, la intrusión salina en las líneas de desagüe.

Por último se trabajará en el sector ecosistémico, de biodiversidad donde se encuentran los Humedales de Santa Lucía, reconocidos como el área ecosistémica de mayor vulnerabilidad de la costa uruguaya.

También destacó los eventos climáticos extremos que aumentan en frecuencia e intensidad, afectando el área y los habitantes.

Moizo informó que se ya se atravesó por un procedimiento de capacitación, en el marco de la contribución a capacitaciones locales por parte de organismos internacionales. El proceso se realizó en Francia y asistieron técnicos de las tres intendencias y del Ministerio de Vivienda.

Esta iniciativa tiene un marco institucional que surgió el pasado año en la Cumbre de Saint Malo en Francia, donde por primera vez se reunieron regiones de todas partes del mundo para tratar y jerarquizar el encare de los problemas del cambio climático a nivel territorial, regional o subnacional. El proyecto es fruto de las conversaciones desarrolladas en la Cumbre.

Moizo destacó que Uruguay será el organizador de la segunda Cumbre de Regiones en abril de 2010 para instalar la temática de cambio climático.

Ese encuentro será de gran importancia porque se realizará luego de las negociaciones de Copenhague, por lo que las medidas que se adopten en la Cumbre estarán vinculadas a lo que ocurra en Copenhague.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres